Lucis Trust / Actividades de... / Triángulos / Literatura / Cómo Realizar el Trabajo  

Cómo Realizar el Trabajo

El trabajo de Triángulos es muy simple. No ocupa más que algu­nos minutos al día, y, con la práctica, casi puede hacerse no importa dónde ni en qué momento. Si bien los miembros han de descubrir los métodos que mejor les convengan, no obstante hay algunas reglas básicas que todos deben seguir. Las siguientes notas delinean brevemente el proceso con la intención de ayudar a los nuevos miembros.

1. Lugar donde hacer el trabajo.Siempre es preferible utilizar un lugar en el que pueda estar tranquilo y sin interrupciones durante cinco minutos. Entonces, sentado relajadamente pero con la espalda recta y los ojos cerrados, deje a un lado los pensamientos y sentimientos del día y concéntrese en la tarea de servir a la humanidad por medio de Triángulos. Con la práctica, esto puede hacerse casi instantáneamente, como si se sintonizara la radio en una longitud de onda particular, en este caso sintonizándose con la de la red.

2. Únase mentalmente con los otros miembros de su triángulo, o trián­gulos, en el punto más elevado de conciencia que pueda alcanzar, "vi­sualizando" cada triángulo como una unidad en "el ojo de la mente”. La visualización es una gran fuerza creativa. Algunos crean fácilmente una imagen mental. Otros utilizan la imaginación, repitiendo mentalmente los nombres de sus compañeros, o simplemente pensando en cada triángulo. Otros combinan diferentes métodos. Según el principio de que la energía sigue al pensamiento, podemos estar segu­ros de que, a partir del momento en que pensemos en ellos, se crean lazos que son revitalizados por este trabajo diario.

3. Una red luminosa de triángulos ha sido construida alrededor del pla­neta, gracias al trabajo cotidiano de los miembros de triángulos. Visua­lice los triángulos de los que usted forma parte, como elementos esenciales de la red mundial de triángulos.

4. Visualice la luz y la buena voluntad vertiéndose en cada uno de los tres puntos de su(s) triángulo(s), circulando alrededor del mismo, de un punto a otro y fluyendo por la red, en el corazón y la mente de los hombres y mujeres del mundo entero. El alma o principio Crístico puede ser hallado como punto central de cada triángulo y muchos visualizan este punto central como la fuente de luz y buena voluntad utilizadas en el trabajo. Mientras se expanden la luz y la buena voluntad, comprenda que aumentan el resplandor de la red entera. La radiación que resulta de ello produce un inevitable efecto constructivo y curativo, elevando y transformando la conciencia humana y estableciendo correctas relacio­nes humanas.

5. Pronuncie la Gran Invocación, silenciosamente o en voz alta, según su elección o las circunstancias. Mientras repite cada estrofa, visualice la red actuando como un enlace entre el mundo de las realidades espirituales y la huma­nidad, y como un canal a través del cual fluye la luz, el amor y el propósito di­vino a la conciencia humana.

6. Resumen del proceso

  • Únase mentalmente con los miembros de su triángulo(s).
  • Visualice su triángulo(s), como parte de la red mundial.
  • Visualice la luz y la buena voluntad fluyendo alrededor de los puntos de su triángulo(s), a través de la red, y a la conciencia humana. ,
  • Utilice la Gran Invocación para perpetuar el flujo de energía espiritual..

Algunas Consideraciones Suplementarias

1. No es necesario que los miembros sincronicen el momento en el que realizan el trabajo de triángulos cada día, y en realidad es imposible cuando los miembros viven en diferentes partes del mundo. Una vez que se han establecido los lazos con sustancia mental, pueden ser "vitalizados" cuando uno de los miembros realiza el trabajo. La verdadera sincro¬nización interviene a nivel del propósito y de la intención de los que realizan el trabajo, no es una cuestión de tiempo.

2. Número de Triángulos. Algunas personas participan en varios trián¬gulos, y les animamos a hacerlo. No obstante, hay un límite práctico para el número de triángulos en el que una persona puede trabajar eficazmente. Surge la pregunta: ¿Cuántos triángulos es capaz de visualizar y mantener claramente en su mente al mismo tiempo? Su¬gerimos por lo tanto, que los miembros limiten el número de triángulos en los que trabajan, a fin de que cada uno de ellos pueda ser una unidad vital activa, o bien que consagren suficiente tiempo a este servicio mundial a fin de asegurar que cada triángulo está bien construido y es vitalizado regularmente.

3. Si uno de los miembros de su triángulo(s) suspende el trabajo, háganoslo saber en seguida. En tal caso, esperamos que puedan encon¬trar rápidamente alguien para reemplazarlo.